Ya comenté ayer que el viaje de ida fue complejo, también el de vuelta tuvo retraso y horas de aeropuerto. No habíamos pasado por tantos controles de seguridad nunca, en cada entrada y salida de aduana escáner para el equipaje, pasar por el arco y ficha policial con todos los datos de origen y destino. Algunas veces también registro manual del equipaje y cacheo (solo a los hombres).
Una vez allí también hay que informar de dónde vas a estar y si vas a hacer alguna excursión fuera de la wilaya (ciudad) tienes que dar los datos del pasaporte, matrícula del vehículo y documentación de quien te lleva.
Se puede utilizar el euro, pero solo los billetes, los cambios te los dan en dinares argelinos.
Toda la familia estaba muy pendiente de nosotros, de atendernos, de acompañarnos… y tenían muy claro qué cosas ofrecernos. Para nosotros agua de botella en cantidad abundante. También tenían agua específica para hacer el te y para la comida. No tomamos ningún día verdura cruda para evitar riesgos, manzana y dátiles lavados con agua de botella y la tortilla y huevos duros muy bien hechos por el peligro de salmonelosis.



 

 

 

 

 

 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar