Pues sí, ¡ya es primavera! de nuevo…
La naturaleza aletargada despierta con fuerza y junto a ese nuevo despertar del entorno natural suele re-surgir en las personas el deseo de salir, de moverse, de disfrutar… ya conocemos el dicho… ¡la primavera la sangre altera!
Sabemos que ahora es primavera, y que tras ella llegará el verano, y después el otoño… y el invierno…, para dar paso a una nueva primavera… año tras año ha sido así y suponemos que seguirá siendo así… porque es un ciclo…
La vida es una sucesión constante de ciclos y como tales es bueno vivirlos… aquí y ahora… todo cambia… nada permanece… fluyamos con la vida…
Y ahora toca… ¡VIVIR LA PRIMAVERA!

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar